(El Alto, 02 oct).- Luego del Fallo en contra de Bolivia de la Corte Internacional de La Haya (CIJ), la Federación del transporte pesado asalariado temen represalias con el incremento impositivo que pagan por la mercadería, además del maltrato a sus afiliados informó Silvestre Susaño, Secretario Ejecutivo de la  Federación del transporte pesado asalariado.

El sector pide además el descongestionamiento de la carga y pueda habilitarse para el oriente el puerto Rosario de Santa Cruz para la exportación e importación y para el occidente que se utilice los puertos de Ilo y Matarani.

/RI/Fuente: Mariel Mamani

Abrir chat
¿Necesitas Ayuda?