(La Paz, 14 de julio 2021).- Ante el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), el secretario general Luis Almagro calificó como “masacres” los hechos de Senkata y Sacaba de 2019 y, además, pidió un minuto de silencio por las víctimas.

Almagro se manifestó en medio de una discusión que sostuvo en la sesión con el embajador de Bolivia, Héctor Arce, quien fue presentado como parte del Consejo Permanente.

En sus intervenciones, Almagro ratificó el informe de la OEA que identificó irregularidades de carácter doloso para modificar el resultado de las elecciones de 2019 y reafirmó que no se podían validar esos comicios, a lo cual Arce respondió descalificando el trabajo de la misión del organismo y culpando al informe por los hechos de violencia que derivaron en la muerte de 37 personas.

En ese marco, Almagro pidió justicia por las “masacres” que hubo en Bolivia, no sólo recientemente, y también por la corrupción no sólo del gobierno transitorio.

“Queremos justicia, queremos justicia y queremos una investigación ajustada al Estado de Derecho democrático para las masacres que hubieron en Bolivia, todas las masacres, estas últimas y las anteriores. También queremos justicia en Bolivia para los casos de corrupción, toda la corrupción. la del gobierno de transición como las demás acciones. No es amnistía para unos y juicio para otros. Juzgar la corrupción ajena, no es juzgar la corrupción”, dijo Almagro.

“Yo quiero pedirle al señor presidente (del Consejo Permanente), en este marco y ahora, un minuto de silencio para las víctimas de las masacres a las que ha hecho referencia el representante permanente de Bolivia, Senkata y Sacaba”, agregó el Secretario General.

El embajador Arce consideró “una gravísima impostura” de parte de Almagro que haya defendido los informes de la OEA y que ahora `pida un minuto de silencio para las personas fallecidas.

El exministro dijo que el mejor homenaje a los fallecidos es abrirse a una investigación transparente y entregar los documentos para que otros países e instancias académicas validen los informes de la OEA respecto a las elecciones de 2019.

Almagro destacó las gestiones que hubo para establecer un Grupo de Expertos en Bolivia, que investiga los hechos de 2019, y manifestó su intención de poner ese informe en manos de la Corte Penal Internacional para que se averigüe la verdad de los hechos.

Ratificó su respaldo al informe de la OEA sobre las elecciones y dijo que las misiones no se inventan hechos, sino los observan. Recalcó que hubo irregularidades y que la responsabilidad de quienes contaron mal los votos parece ser más grande de lo que parece.

/RI/Fuente Erbol

Por webmaster

Abrir chat
¿Necesitas Ayuda?